23 jul. 2009

Chocolate (Pto II: Propiedades saludables)


Las saludables propiedades del chocolate


El chocolate era un alimento muy preciado entre los antiguos mayas, los cuales fueron los primeros en cultivar sistemáticamente el árbol de cacao.
Ciertas cuestiones relacionadas a la ingesta del chocolate comenzaron a revertirse en los últimos años: “que engordaba”, “que tenía grasas”, “que era muy malo”.
El chocolate es hoy uno de los productos más valorados en la gastronomía y la nutrición ya que tiene excelentes propiedades saludables.Los granos de cacao poseen una alta cantidad de grasa 35-55% (manteca de cacao), que llega al producto final luego del prensado de los mismos previamente tostados y descascarillados.
Estas grasas son una fuente fundamental de energía, pero no la única: también hay que tener en cuenta el poder que otorgan los hidratos de carbono presentes en el azúcar agregado.
Lo cierto es que 100 grs. de chocolate aportan aproximadamente un cuarto de la cantidad diaria de calorías necesarias, una fuente de energía muy efectiva para el organismo.
Además, contienen 18- 20% de proteínas, 10-12% de almidón, pequeñas cantidades de azúcar (0,26%) y ciertos nutrientes -teobromina (un alcaloide venenoso en estado puro), cafeína y fenetilamina- que lo convierten en un recuperador de energía casi instantáneo, resultando ideal para después de un trabajo físico intenso.
El consumo de chocolate favorece la liberación de endorfinas (que reducen los niveles de estrés y causan sensación de euforia) y contribuye a la producción de serotonina, un neurotransmisor que afecta el sistema nervioso y que actúa como antidepresivo.
Un chocolate de buena calidad, consumido con moderación, no produce consecuencias negativas para la salud, constituye una gran fuente de energía y su consumo produce placer y bienestar a los cinco sentidos.
Algunos estudios demuestran que los efectos cardiosaludables del chocolate son posibles gracias a su alto contenido de flavonoides antioxidantes, los cuales se manifiestan tanto por vía oral como cutánea.
De ahí nació la Chocoterapia, que utiliza el cacao con fines estéticos mediante su aplicación sobre la piel.
El chocolate, rico en polifenoles, es un aliado en la lucha contra el envejecimiento prematuro de la piel. También lo encontramos presente en la fabricación de cremas antiarrugas ó en el preparado de cremas anticelulíticos, es base de gel exfoliantes, lociones, cremas desmaquilladoras y jabones perfumados.

Link:

No hay comentarios:

Publicar un comentario